ECONOMÍA – Las marcas de autos preparan opciones para contener las subas de las cuotas de los planes de ahorro y esquivar los juicios

0
71

Las financieras de las automotrices trabajan en opciones frente al crecimiento de las resoluciones judiciales que congelan las cuotas. Qué va a pasar con los prendarios UVA

Las empresas financieras de las automotrices avanzan en el desarrollo de algunas medidas para contener la avalancha de fallos judiciales que congelan las cuotas de los planes de ahorro y del posible llamado del Banco Central y su posterior establecimiento de una medida que termine siendo mucho más perjudicial.
A partir de esto es que retomaron una idea que ya habían propuesto en la gestión Cambiemos y que no se terminó de llevar a la práctica como una solución a los planes de ahorro para la compra de 0 km. Las financieras de las automotrices manejan varias propuestas pero siguen avanzando en una que establece un diferimiento de las cuotas para, de esa manera, absorber el incremento del costo de los 0 km que se traslada directamente a las cuotas. Desde el último salto cambiario de mayo de 2018, los valores de los 0 km se incrementaron en algo más de 100%.
El problema que se presenta en esta medida es que las automotrices se preguntan quién se haría carga del costo financiero de no tener los fondos para comprar el auto ya que se tiene que estirar en el tiempo el financiamiento.
“Lo están haciendo de manera adelantada porque la Ley de Solidaridad establece que el Banco Central los puede llamar por este tema y prefieren llegar con una medida con consenso” señaló una fuente conocedora del sector.
Otro conflicto que se presenta en la discusión de las terminales se refiere a que los planes son acuerdos entre privados y esto significaría una intromisión del Estado en el medio. Desde el sector público miran las listas de precios y las ganancias y esperan a que las automotrices hagan una oferta.
El otro punto que también deberán superar es que cada empresa tiene su propia política de precios y esto forma parte sustancial de la estrategia de ventas. Hay marcas que pueden ser más “agresivas” y otras más conservadoras, lo que marca diferencias a la hora de proponer un estiramiento de los plazos.
Otro frente abierto es la situación de los préstamos prendarios ajustados por UVA, que en el caso de los hipotecarios ya se advirtió que el gobierno tiene intención de intervernir. La cantidad de créditos UVA otorgados por los bancos para comprar automóviles no es para nada despreciable.
Nuevos mercados
En paralelo, los integrantes de la Asociación de Fábricas de Automotores (ADEFA), se reunieron con el Ministro de Relaciones Exteriores, Comercio Internacional y Culto, Felipe Solá, para analizar oportunidades para la industria automotriz local en materia de comercio exterior.
Durante el encuentro que se llevó a cabo en la sede de Cancillería, se repasó la situación actual y se destacó la importancia sobre la búsqueda de nuevos mercados para una industria que exporta el 70% de lo que produce, y su relevancia para la economía en general dado que representa un 13,5% de las exportaciones total país (u$s8.714 millones en 2018) y 35,4% de los envíos de Manufacturas de Origen Industrial.
Al respecto, el presidente de Adefa, Gabriel López, dijo que se analizó la importancia de los acuerdos internacionales para el sector y el país, “y se planteó trabajar en una agenda con una serie de metas y objetivos para avanzar en la materia en pos de ampliar y mejorar nuestro desempeño en el pilar exportador”.
Entre 2014 y 2015, el sector automotor alcanzó una fuerte presencia externa al abastecer a 80 mercados en todo el mundo y en la actualidad se envían vehículos de pasajeros y utilitarios livianos a 45 países. Además de analizar los acuerdos alcanzados y plantear la necesidad de ser competitivos en términos de costos, se planteó el recuperar esa presencia.
En el mismo orden, se repasó la importancia de Brasil y el objetivo de profundizar la armonización de los aspectos comerciales, financieros, aduaneros y técnicos con el mayor socio del Mercosur y la necesidad de implementar una política activa de búsqueda conjunta de nuevos mercados.
El ministro, acompañado por Jorge Neme, secretario de Relaciones Económicas Internacionales, agradeció el encuentro y la predisposición a trabajar de manera conjunta y mostró su compromiso para avanzar en una agenda para contribuir con la mejora en el comercio exterior. Además del titular de ADEFA y presidente de Ford Argentina, Gabriel López, estuvieron presentes, Federico Ovejero (vicepresidente de GM Argentina y de ADEFA) y Daniel Herrero (presidente de Toyota Argentina y secretario de ADEFA).
Fuente: infobae.com