FINANZAS – Plazos fijos: con tasas por debajo de la inflación, aseguran que casi no quedan opciones de inversión

0
93

Los bancos ofrecen interés de hasta el 45%, por debajo de la inflación. El cepo cambiario y limitación de encajes son las causas del recorte de tasas para ahorristas. ¿Qué se espera para el mediano plazo?

Las tasas de los plazos fijos en pesos se desplomaron en las últimas semanas y ya están hasta 15 puntos porcentuales por debajo la inflación actual, perforando también las proyecciones de suba de precios para el próximo año.

En este sentido, las tasas de interés que pagan las entidades financieras públicas y privadas de la Argentina están ya hasta 28 puntos porcentuales por debajo del retorno que reciben los bancos por las Letras de Liquidez (Leliq) del Banco Central.

La opinión de los expertos
El analista financiero Christian Buteler indicó a Ámbito que la baja de tasas de las Leliq impactó en el retorno pagado por los plazos fijos, su correlación es casi automática; a esto se suma que los bancos disminuyeron sus rendimientos por estas Letras debido a que se limitó su presencia de éstas en los encajes, y eso se traslado a los clientes minoristas”.

Buteler prevé que las tasas “sigan bajando” en el mediano plazo en medio del cepo cambiario en la que las personas sólo pueden comprar u$s200 por mes, esto habida cuenta de que “no existen opciones en el mercado cambiario salvo si se está dispuesto a pagar un dólar mucho más caro, como el Contado con Liquidación y el MEP”.

El director del Centro de Estudios Económicos de Orlando Ferreres, Fausto Spotorno, coincidió con que la caída en los rendimientos de Leliq impacta de manera negativa en las tasas de los plazos fijos.

Planteó que, en el mediano plazo, “es muy difícil saber lo que pasará con el nivel de tasas porque aún se desconoce cuál será la política monetaria del próximo gobierno: si aumenta la liquidez monetaria (es decir, emite) puede que la tasa baje un poco más en el inicio pero después suba por mayor inflación”.

Spotorno planteó que “el ahorrista está atrapado porque no puede invertir en bonos porque van a ser defaulteados; no puede comprar dólares oficiales ni en plazos fijos porque pierde plata. Lo único que le queda son los dólares alternativos o algunos fondos comunes de inversión que inviertan en activos latinoamericanos o de empresas, pero eso no está ausente de riesgos.

Para Buteler, “el problema es que los plazos fijos se convierten en un rendimiento negativo para el ahorrista porque pierde frente a la inflación. Para estas personas está bastante complicado para defender su dinero”.

El especialista puntualizó “el Estado está a punto de renegociar la deuda, sin un panorama cierto y está limitado el acceso a la compra de dólares en el mercado oficial; motivos por el cual está bastante complicado. Lo que debe hacer el próximo gobierno es rearmar el sector de deuda en pesos para ofrecer una alternativa a los inversores”.

La autoridad monetaria que conduce Guido Sandleris confirmó la semana pasada que no volverá a tocar la tasa de interés de referencia y la mantendrá en el 63% hasta el fin del mandato del presidente Mauricio Macri.

El jefe de Estado electo, Alberto Fernández, anticipó que su administración reducirá la tasa de interés que el Banco Central paga por las Leliq para que retorne el crédito y la actividad económica se reactive.

Las tasas que paga cada banco

El Banco de la Nación Argentina ofrece hoy una tasa de interés del 46% anual por un plazo fijo a treinta días; el Ciudad abona una tasa del 45%; el Provincia fijó la tasa en el 43%; y el Banco de Córdoba, en el 44%.

Según el reporte diario de la autoridad monetaria, entre los bancos privados, el Santander y el Galicia pagan 41% anual por un plazo fijo a treinta días; Supervielle, 42,5%; Francés, 42%; HSBC, 40%; ICBC, 41,7%; Macro, 35,5%.

Hay otras entidades que también informan sus tasas de plazos fijos online para no clientes: el Banco Bica y el de Formosa abonan 45%; el Banco de San Juan y el de Santa Cruz pagan 42%; y el Banco Más Ventas, 35%.

Fuente: ambito.com