FINANZAS – Plazos fijos: tras el desarme preelectoral, los depósitos en pesos se recuperan pero no logran salir del terreno negativo

0
254

En lo que va del año, las colocaciones a plazo fijo acumuló una caída del orden del 27%, según el Banco Central.

En las últimas semanas, los plazos fijos en pesos volvieron a crecer tras el desarme evidenciado en los días previos a las elecciones generales ante el temor devaluatorio y la búsqueda de una cobertura en dólares.

Los datos del sistema financiero recopilados por el Banco Central (BCRA), reflejaban esta situación aportando que desde fines de septiembre hasta el viernes previo a los comicios, los plazos fijos del sector privado habían caído un 9,6% nominal. En contraposición, desde el lunes 23 de octubre hasta fin de mes se recuperaron 6,4%.

La caída que se registró en los plazos fijos durante buena parte de octubre se dio a pesar del aumento que el BCRA dispuso en su rendimiento a mediados de mes, de 118% a 133% nominal anual.

En el informe monetario del mes, la entidad indicó que “la suba en la tasa de interés de los depósitos a plazo se dio en un contexto de caída de los saldos de estos instrumentos en pesos del sector privado, tanto en términos reales como nominales”.

Aún con la suba adoptada y con el repunte luego de las elecciones, el saldo mensual fue negativo. Al respecto, el organismo aseguró que “con posterioridad a la suba de tasas se revirtió parcialmente la tendencia”, pero reconoció que “con todo, las colocaciones a plazo fijo habrían experimentado en octubre una contracción de 12,5% sin estacionalidad a precios constantes y de esta manera acumularían una caída del orden del 27% en el año”.

La salida de los pesos de las entidades bancarias también fue incentivada por el candidato presidencial de La Libertad Avanza (LLA), Javier Milei, al desalentar el uso de los plazos fijos en pesos y sostener que la moneda nacional es “excremento”. Mientras que alimentaba la escalada del dólar señalando que “cuanto más alto esté el precio del dólar, más fácil es dolarizar”.

En un informe semanal, el agente Invertir en Bolsa consideró que “el triunfo de Massa en las elecciones parece haber dado cierta confianza en los depósitos a plazo fijo en pesos, fuertemente castigados con las fuertes subas de los dólares, las tasas poco competitivas frente a los mismos y los dichos de Milei”.

El desarme fue encabezado por los pequeños ahorristas

Al desmenuzar el comportamiento por tipo de depositante, el BCRA detalló que el desarme de plazos fijos afectó a todos los clientes, pero se vio con más fuerza en los pequeños ahorristas.

En ese sentido, la autoridad monetaria reveló que los depósitos minoristas anotaron la baja más pronunciada, alcanzando una merma del 18% sin estacionalidad, le siguió el estrato de colocaciones de entre $1 y $20 millones, con una variación real de 12,8% sin estacionalidad.

Asimismo, desde la entidad precisaron que “la caída de los depósitos de más de $20 millones fue de 10,7% sin estacionalidad y se explicó fundamentalmente por las menores tenencias de plazo fijo tradicionales de las Prestadoras de Servicios Financieros (PSF) y, en menor medida, del resto de las empresas”.

Otro dato preocupante que aportó el BCRA es que los plazos fijos apenas representan el 5,8% del PBI y ese valor se redujo 0,9 puntos en relación con los registros del mes previo.

Fuente: noticias argentinas