ECONOMÍA – La economía cayó 1,7% en el tercer trimestre por el desplome de la industria, la construcción y el comercio

0
924

El PBI desestacionalizado estuvo 0,4% por debajo del segundo trimestre, y de esta manera acumuló una merma del 2,5% en los primeros nueves meses del año.

El Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec) informó este martes que el Producto Bruto Interno (PBI) cayó 1,7% en el tercer trimestre del año en comparación con el mismo período de 2018, por caídas en las producción industrial, la construcción y el comercio.

Además, el PBI desestacionalizado del tercer trimestre de 2019, estuvo 0,4% por debajo del segundo trimestre, y de esta manera acumuló una merma del 2,5% en los primeros nueves meses del año.

Según las cifras oficiales, la agricultura, ganadería, caza y silvicultura creció 12,2% en el tercer trimestre con respecto al mismo período del año anterior, cuando la producción agrícola se vio fuertemente afectada por la sequía.

En tanto, también aumentó 3 % la explotación de minas y canteras, debido a la mayor producción de Vaca Muerta; seguido por hoteles y restaurantes, 1,6%; mientras que el sector de transportes y comunicaciones aumentó 0,2%; las actividades inmobiliarias, empresariales y de alquileres 0,9%, entre otras.

Sin embargo, las bajas marcaron la caída general del PBI con un retroceso del 17,1% en el sector pesca; 4,7% en la industria manufacturera; 2,4% en electricidad, gas y agua; 4,8% para la construcción; 5,5 en el comercio mayorista, minorista y reparaciones; 14,2% en la intermediación financiera.

El informe oficial indicó que la evolución macroeconómica del tercer trimestre denotó una caída interanual del 4,4% en la oferta global como producto de una contracción del 1,7% del PIB y del 13,4% de las importaciones de bienes y servicios.

En la demanda global, se registró una variación positiva interanual del 14,2 % en las exportaciones de bienes y servicios y una disminución del 0,2 % en la formación bruta de capital fijo.

En tanto, el consumo público registró una bajada interanual del 0,9%, mientras que el consumo privado descendió un 4,9%.

“En términos desestacionalizados, con respecto al segundo trimestre de 2019, las importaciones crecieron 1,3 %, el consumo privado registró una suba de 0,3 %, el consumo público cayó 0,1 %, la formación bruta de capital fijo mantuvo su nivel mientras que las exportaciones se expandieron 2 %”, precisó el Indec.

En los primeros tres trimestres del año, Argentina acumuló una caída en su PBI del 2,5 %.

El PIB de Argentina registró el año pasado una caída del 2,5 %, uno de los peores desempeños de los últimos años, pero la crisis se ha agravado este año, particularmente desde agosto, con severas tensiones financieras que han impactado en toda la actividad económica.

El Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec) informó este martes que el Producto Bruto Interno (PBI) cayó 1,7% en el tercer trimestre del año en comparación con el mismo período de 2018, por caídas en las producción industrial, la construcción y el comercio.

Además, el PBI desestacionalizado del tercer trimestre de 2019, estuvo 0,4% por debajo del segundo trimestre, y de esta manera acumuló una merma del 2,5% en los primeros nueves meses del año.

Según las cifras oficiales, la agricultura, ganadería, caza y silvicultura creció 12,2% en el tercer trimestre con respecto al mismo período del año anterior, cuando la producción agrícola se vio fuertemente afectada por la sequía.

En tanto, también aumentó 3 % la explotación de minas y canteras, debido a la mayor producción de Vaca Muerta; seguido por hoteles y restaurantes, 1,6%; mientras que el sector de transportes y comunicaciones aumentó 0,2%; las actividades inmobiliarias, empresariales y de alquileres 0,9%, entre otras.

Sin embargo, las bajas marcaron la caída general del PBI con un retroceso del 17,1% en el sector pesca; 4,7% en la industria manufacturera; 2,4% en electricidad, gas y agua; 4,8% para la construcción; 5,5 en el comercio mayorista, minorista y reparaciones; 14,2% en la intermediación financiera.

El informe oficial indicó que la evolución macroeconómica del tercer trimestre denotó una caída interanual del 4,4% en la oferta global como producto de una contracción del 1,7% del PIB y del 13,4% de las importaciones de bienes y servicios.

En la demanda global, se registró una variación positiva interanual del 14,2 % en las exportaciones de bienes y servicios y una disminución del 0,2 % en la formación bruta de capital fijo.

En tanto, el consumo público registró una bajada interanual del 0,9%, mientras que el consumo privado descendió un 4,9%.

“En términos desestacionalizados, con respecto al segundo trimestre de 2019, las importaciones crecieron 1,3 %, el consumo privado registró una suba de 0,3 %, el consumo público cayó 0,1 %, la formación bruta de capital fijo mantuvo su nivel mientras que las exportaciones se expandieron 2 %”, precisó el Indec.

En los primeros tres trimestres del año, Argentina acumuló una caída en su PBI del 2,5 %.

El PIB de Argentina registró el año pasado una caída del 2,5 %, uno de los peores desempeños de los últimos años, pero la crisis se ha agravado este año, particularmente desde agosto, con severas tensiones financieras que han impactado en toda la actividad económica.

Fuente: ieco.clarin.com