(0342) 4593450     Lunes a Viernes de 7:00 a 15:00     cra@cpn.org.ar
Home Actualidad ECONOMÍA – El BCRA reveló datos clave sobre la emisión y su...

ECONOMÍA – El BCRA reveló datos clave sobre la emisión y su estrategia para el dólar

0
404

La Base monetaria creció un 4% mensual, o sea, que cayó más de un 4% en términos reales. Sin embargo, pese al giro de Adelantos Transitorios (ATN) al Tesoro, el mes pasado no estalló la expansión monetaria porque el BCRA vendió casi a lo loco divisas y títulos públicos en dólares contra pesos.

La emisión monetaria de mayo fue apenas de $210.000 millones, a pesar de que el Banco Central (BCRA) tuvo que auxiliar, de manera significativa, al Tesoro. La Base monetaria creció un 4% mensual, o sea, que cayó más de un 4% en términos reales. Sin embargo, pese al giro de Adelantos Transitorios (ATN) al Tesoro, el mes pasado no estalló la expansión monetaria porque el BCRA vendió casi a lo loco divisas y títulos públicos en dólares contra pesos, para controlar la brecha cambiaria.

Pero antes de entrar a analizar los números monetarios de mayo, vale la pena señalar, para tomar dimensión del manejo de la política monetaria que si bien la Base sigue creciendo a un ritmo del 41% anualizado, los agregados monetarios lo hacen a una velocidad de más del 100% anual debido al aumento del multiplicador bancario, vinculado con la caída de los encajes no remunerados. Es que el BCRA sustituye encajes no remunerados por encajes remunerados (Bonos del Tesoro) y así afecta el ratio encajes/depósitos del multiplicador.

Así en los últimos 30 días, mientras la Base crece al 40,8% anualizado, los depósitos privados en pesos lo hacen al 144,9%, el M2 privado al 105,8% y el M3 privado en pesos al 114,3%, y el M3 total en pesos al 144,7%. O sea, los agregados monetarios crecen al ritmo de la inflación. Por lo tanto, el aumento del multiplicador lleva a un fenomenal incremento de la oferta de pesos.

Es cierto que las hiperinflaciones son consecuencia de la caída de la demanda de pesos, pero no menos cierto es que si el BCRA sigue estimulando con aumento de la tasa de expansión monetaria la demanda real de pesos va a caer más. Veamos qué pasó en mayo.

Entonces, por un lado la Base creció $209.817 millones, y dicha expansión está vinculada con la sideral cuenta de intereses que el mes pasado se elevó a los $939.450 millones y en segundo término con la compra neta de divisas, por el dólar agro, y la asistencia al Tesoro, por $413.496 millones y $440.000 millones respectivamente. De modo que por estos tres canales hubo una expansión de Base de casi $1,8 billones (más de un tercio de la Base total). ¿Cómo esterilizó semejante emisión? Lo hizo a través de la colocación de Letras (Leliq) por $733.590 millones y vía Pases pasivos por $230.688 millones. Pero también el Tesoro colaboró ya que le vendió divisas al BCRA por el equivalente de $172.200 millones y además aumentó el stock de depósitos en el BCRA en $291.993 millones. De modo que el financiamiento neto al Tesoro al final fue negativo en $29.193 millones.

Por otro lado, las intervenciones del BCRA en el mercado de cambios futuros y de bonos implicaron una absorción de $154.658 millones. De esta manera, el saldo de mayo apenas arrojó una expansión de la Base de casi $210.000 millones. Claro que a costa de continuar elevando el stock de pasivos monetarios remunerados a casi $14,4 billones, o sea, más de dos veces y media la Base total.

Por lo visto, las intervenciones del BCRA no son inocuas y ya sea que compra directamente títulos públicos en pesos o bien le da dinero al ANSES vía el FGS para que se presente a las licitaciones del Tesoro también expande la cantidad de pesos. Y viceversa, cuando el BCRA vende títulos dolarizados contra pesos, contrae la cantidad de dinero. Por eso no estalló mayo monetariamente.

El balance de los primeros cinco meses del año deja, por ahora, un aumento de la Base de $373.000 millones producto del pago de $3,7 billones de intereses, otros $582.000 millones por intervenciones del BCRA, y $670.000 millones de Adelantos Transitorios al Tesoro. Toda esta emisión fue compensada vía la colocación de Leliq por $2,3 billones y $1,6 billones vía Pases. Por la venta neta de divisas al Tesoro el BCRA contrajo otros $464.200 millones y $36.700 millones con el sector privado. Además el Tesoro aumentó los depósitos en el BCRA en $160.500 millones. De esta manera se explica cómo la avalancha de pesos no inundó el mercado en lo que va del año, postergando la resolución del entuerto monetario.

Fuente: perfil