NACIONALES – Los bancarios adherirán al paro general del 24 de enero

0
237

El acatamiento del sindicato del sector financiero promete limitar el servicio en la jornada del miércoles

La Asociación Bancaria anunció este lunes que adherirá al paro de este miércoles 24 de enero, convocado por la Confederación General del Trabajo (CGT) en contra de las modificaciones a la legislación laboral que incluyen el DNU de desregulación y la Ley Ómnibus impulsados por el Gobierno de Javier Milei.

La medida de fuerza no será durante todo el día. Según explicó el sindicato, el paro se iniciará a las 12 horas para luego participar de la movilización gremial.

“Porque no estamos dispuestos a validar un ajuste sin precedentes que recae únicamente sobre los trabajadores/as, los jubilados/as y que afecta al pueblo en su conjunto”, dice el comunicado de La Bancaria.

Estamos en contra de todas y cada una de las medidas anunciadas y propuestas por el Gobierno Nacional, ya que implican pérdidas de derechos, de puestos de trabajo, de independencia económica, sumado a privatizaciones indiscriminadas” (La Bancaria)
“Porque estamos en contra de todas y cada una de las medidas anunciadas y propuestas por el Gobierno Nacional, ya que implican pérdidas de derechos, de puestos de trabajo, de independencia económica, sumado a privatizaciones indiscriminadas (en el caso de los bancarios/as nos toca de lleno con el Banco Nación y todas sus empresas vinculadas, Banco BICE y Casa de la Moneda)”, agrega el texto.

“Porque consideramos que es un avasallamiento a la Constitución Nacional y un sinfín de atrocidades que pretenden desregularizar la economía en nombre de la libertad, teniendo como único objetivo realizar un salvaje ajuste que afecta a todo el pueblo argentino en beneficio de unos pocos privilegiados”, insiste.

Paro relámpago
Poco más de un mes después de que Milei asumiera la presidencia, la CGT llamó a un paro general para este miércoles. La cúpula sindical está en pie de guerra desde que el DNU 70 de 2023 incluyera cambios a la regulación laboral como la limitación a las cuotas solidarias, ese recurso de los gremios para recaudar dinero aun entre quienes no están afiliados.

Junto con la Ley Ómnibus, los ejes de las iniciativas laborales del Gobierno pasan por la reducción de las multas laborales por trabajo no registrado o mal registrado con el fin de beneficiar a las pymes y favorecer la contratación de trabajadores (algo que también podría beneficiar a los gremios que son empleadores) y la habilitación para crear un sistema indemnizatorio similar al Fondo de Cese Laboral de la UOCRA).

“No estamos dispuestos a validar un ajuste sin precedentes que recae únicamente sobre los trabajadores/as, los jubilados/as y que afecta al pueblo en su conjunto” (La Bancaria)
También pesan otras propuestas libertarias como la reglamentación del derecho de huelga en los servicios públicos, el regreso del Impuesto a las Ganancias y la privatización de empresas públicas. En particular, entre las entidades financieras, el caso más conflictivo es el del Banco Nación.

Así como los bancarios no paran el día entero, la CGT no apostó a una paralización total de actividades,sino a una huelga parcial para facilitar la movilización hacia el Congreso, con la idea de generar una postal multitudinaria de disconformidad. En definitiva, el paro de colectivos, trenes y subtes (decisivo para el éxito de una protesta general) sólo se hará efectivo 5 horas, entre las 19 del miércoles y las 00.00 horas del jueves.

A principios de mes, el plenario de la CGT oficializó el llamado a un paro de 12 horas con movilización al Congreso Nacional. La convocatoria fue fundamentada en “la preocupación y el rechazo a aquellos aspectos de la llamada Ley Ómnibus que van contra la soberanía del país, los derechos laborales, el derecho de libre expresión y protesta, el modelo sindical argentino y las prestaciones de salud y previsionales”.

Fuente: infobae económico