NACIONALES – Coronavirus en Argentina: comercios e industrias podrán reducir sus tarifas energéticas durante la cuarentena

0
556

El ENRE dispuso que puedan suspender o renunciar al pago de un gasto fijo. Fue tras un reclamo de restaurantes y hoteles que estaban cerrados y recibían facturas con los mismos costos que cuando funcionaban.

El Ente Nacional Regulador de la Electricidad (ENRE) estableció este viernes nuevos parámetros para resguardar a usuarios  comerciales e industriales, incluida la industria cultural, que “podrán solicitar la suspensión o renuncia de la potencia contratada” mientras dure el aislamiento social, preventivo y obligatorio por el coronavirus.

La medida, prevista en la resolución N° 35/2020, incluye a “aquellos usuarios y usuarias de las categorías T2, T3 y peaje que hayan sufrido una caída del 50% o más en su demanda de energía”.

El ENRE también dispuso que “las deudas que se generen durante la suspensión serán abonadas mediante planes de pago en base a pautas establecidas oportunamente por el Ente”.

La resolución llega luego de las gestiones y los pedidos concretos realizados por la Asociacion de Hoteles, Restaurantes Cafés y Confiterías (AHRCC) en este sentido. La entidad había enviado una carta al organismo solicitando que se deje sin efecto la facturación del cargo fijo respecto de la potencia contratada hasta el momento en que se ponga efectivo fin al aislamiento social obligatorio y puedan reabrirse los establecimientos.

Además, la Asociación había pedido un plazo de gracia, dado que luego de la reapertura transcurrirá tiempo para que puedan recuperarse las actividades. Ambos reclamos fueron tomados por el ENRE en esta nueva resolución.

El reclamo se dio luego de que muchos restaurantes y hoteles que habían permanecido durante el el mes de abril con sus puertas cerradas recibieran facturas por valores similares a los que abonaban con actividad plena.

Desde el ENRE justificaron la decisión “ante la situación extraordinaria e imprevista que afronta el sector en el marco de la emergencia sanitaria por la Covid-19, y en un contexto de alteración en la actividad económica y, como consecuencia, de la demanda de energía eléctrica”.

El organismo remarcó que “los comercios, industrias y pymes son uno de los sectores más afectados como consecuencia de la emergencia sanitaria actual”. Y agregó: “Ante esta realidad, y ante la necesidad de atenuar el costo energético para estas actividades, el ENRE definió sacar esta resolución como una medida de protección al sector”.

Fuente: ieco.clarin.com